(ESTO ES UNA PRUEBA) Los seres humanos nacimos para correr, como afirma Christopher Mcdougall, el autor de ‘Born to run’. Si bien la mecánica básica apenas ha variado desde que descendimos de los árboles, sí lo han hecho nuestras razones para emprender la marcha. Si antes nos movíamos rápidamente para hacernos con la mejor presa, ahora lo hacemos para mejorar nuestra marca personal. Y como ya hiciera el ciclismo hace un tiempo, el running se ha unido al mundo virtual. El prestigio ha pasado a disputarse en redes sociales como Strava, mientras que apps como Runsocial y Zwift han transformado la solitaria experiencia de correr sobre una cinta en una puerta a remotos lugares de todo el planeta. Hay medallas en juego y tú puedes conseguirlas desde el salón de tu casa, si así lo desea